Artículos de Opinión

PENAS SUSTITUTIVAS: ¿SON APELABLES POR EL FISCAL?  
13 febrero, 2020
429 vistas

 

Por. SILVIO GUERRA MORALES

El Sistema Acusatorio tiene una serie de puntos muy interesantes que, a mi juicio, se adecuan perfectamente a la idea acusatoria: Proceso penal caracterizado por el principio adversarial o de contradicción.

 

Ello viene a significar que sino hay oposición o contradicción, simple y sencillamente, es porque  hay conformidad procesal de la parte que no se opone.

 

De modo tal que si un fiscal, en la sustanciación de una solicitud o pedido de la defensa, no presenta objeciones o simple y sencillamente guarda silencio, ello significará que está de acuerdo con el pedido o pretensión de la defensa.   Igual podría acontecer lo contrario. Si la fiscalía presenta una solicitud o incidencia, y la defensa no manifiesta oposición u objeción, es claro que accede a lo pedido por la respectiva agencia de investigación penal.

 

La naturaleza de lo antes dicho, tiene o encuentra su asidero legal en el hecho de que en el sistema acusatorio, como queda dicho, rige la regla de la contradictoriedad o regla  acusatoria, la cual echa sus  raíces en lo adversarial y que, a su vez, se relaciona o mancomuna con el principio de la igualdad de las partes en el proceso.  Si en el plano del proceso, las partes no tienen contradicciones u objeciones, es claro que no hay materia sujeta al conflicto penal o que pueda ser objeto de contradicción.

 

Siendo así las cosas, como ejemplo, si una audiencia versara sobre pedido de la defensa de  aplicación de pena sustitutiva, ante el Juez de Cumplimiento, y en la sustanciación y sustentación, al corrérsele o darle traslado a la fiscalía, ésta no la objeta o no se opone, ello significará que se allana a lo pedido.

 

Pero, las consecuencias procesales, sobre todo en materia de recursos, también se harán notar.  No podrá apelar o recurrir la decisión, merced a que no se opuso ni objetó la solicitud. Tan es así que el artículo 168 del código Procesal Penal prescribe que el recurso de apelación tiene por objeto  el examen de la decisión dictada en primera instancia, y permite al superior revocarla, reformarla o confirmarla. De manera que, el recurso de apelación solo es viable y tiene como fundamento no estar de acuerdo con lo decidido, en su totalidad, o en parte de lo decidido.   Pero si sobre el fondo o pretensión específica, no hubo disconformidad de una parte, es obvio que ella no podrá recurrir en apelación. Todo lo anterior, sin dejar de mencionar que el recurso de apelación ante el Juez de Cumplimiento solo es viable si la decisión se produce en atención a lo normado en el artículo 509 del CPP.  Es decir, a mi juicio, conforme al propia normativa legal, no es viable recurrir una decisión del Juez de Cumplimiento que concede una pena sustitutiva.

 

En fecha de 20 de abril del año 2006, escribí, sobre el Juez de Cumplimiento, lo siguiente: “Lo importante de esta propuesta de lege ferenda, radica en lo sustancial, en que se judicializa todo el sistema penitenciario en nuestro medio para darle o conferirle las connotaciones constitucionales que se prevén en el plexo constitucional. Se le quita, desde esta premisa, el carácter administrativo y político que doblega su actual funcionamiento postrándolo a la ineficiencia y en no pocos casos a la ocurrencia de hechos y circunstancias que traducen graves deficiencias en el actual Estado de Derecho.  Se instaura, de este modo, una nueva filosofía penitenciaria: verdadera resocialización o reinserción social; se dota de contenido concreto a los principios de política criminal que postulan la prevención penal general y especial –auténtica defensa social-; se eleva al rango de justicia penal el tema referido a la ejecución de las penas; se judicializa el juicio a los inimputables; se judicializa el control y fiscalización de las medidas cautelares personales”.

 

En conclusión, lo concerniente a la ejecucion de penas, penas sustitutivas, no es un tema que genere proceso alguno y en el que los fiscales tengan que intervenir, y ello dado que la figura del Juze de Cumpimiento es la única competente para dirirmir todo cuanto conciernes a las penas en nuestro medio.   Crear un proceso de debate entre petente, -acusado y fiscal, sobre esta materia, a mi juicio, escapa ya de la naturaleza humanística que rodea y es carisma de este Juez denomiando de “Cumplimiento”.

 

 

 

 

Deja una respuesta

Noticias relacionadas

CARTA ABIERTA A LOS ULLOA. , ARZOBISPO Y PROCURADOR …

Señor Arzobispo: Con todo el respeto que me merece, me atrevo a escribirle esta Carta Pùblica para rogarle, en nombre de Jesucristo, nuestro Señor, suspenda Usted, la procesiòn aèrea con el Santìsimo, que tiene planeada.. este domingo,agarrado a una estatua de la Madre de Cristo.impuesta como Patrona de la Ciudad….. Supongo es la misma, que […]

El Comportamiento Social: Vacuna para controlar el COVID -19

Por Miguel Ángel Cañizales M. En momentos de crisis es cuando se revela la verdadera naturaleza de los comportamientos sociales de los seres humanos. Las personas en este estado emocional pueden manifestar, sensaciones, emociones, percepciones y hasta pensamientos compartidos con quienes se identifican. Presentan fortalezas o debilidades que entran en juego social, conscientes o inconscientemente. […]

JOSÉ MARÍA CASTILLO: ESTADO DE URGENCIA – ORDEN SOCIAL Y CAOS CASTILLO

José María Castillo | Articulo de Opinión | 3 de abril de 2020 El ESTADO DE EXCEPCIÓN es una institución que existe en la mayoría de los Estados democráticos: los gobiernos ante amenazas externas e internas pueden decretar la suspensión provisional de derechos de los ciudadanos con el propósito de reestablecer el orden constitucional. Se […]

RAFAEL NIETO: LA PRIVACIDAD DE LOS PACIENTES CON CORONAVIRUS. RESPETO A LOS DERECHOS HUMANOS

Rafael Nieto | Articulo de Opinión | 3 de abril de 2020 Recientemente me causó sorpresa un comentario en redes sociales, donde la persona pedía los nombres de quienes habían contraído covid19 (coronavirus), para según él, tomar medidas para cuidarse, al igual que los suyos, así como todas las personas que estuvieran alrededor de los […]