Artículos de Opinión

La elipse cónica: interviú de artes y letras
21 de febrero de 2021
402 vistas

La elipse cónica: interviú de artes y letras

CONSUELO TOMÁS FITZGERALD – EPÍTOME DE LA REINA

Texto: Manuel E. Montilla                                                                                                                       Arte: Maestro Adriano Herrerabarría

 

Amó y se dejó amar. Tierno y sereno fue su gesto. Se hizo pequeño para caber en ti. Te hiciste inmensa para poder abrazarlo en los caminos donde todo converge y donde todo se ilumina.

Del libro: Agonía de la reina                                                                                                                                                       Premio Ricardo Miró 1994, sección Poesía.

Consuelo Tomás Fitzgerald, no solo es una Poeta fundamental en las letras panameñas. En ella se concibe una totalidad entre el mundo de la literatura, el teatro, la gestión cultural y el engranaje social en su esencia más profunda. Nació en isla Colón, en la inverosímil y desmesurada provincia de Bocas del Toro, un 30 de agosto de 1957. En 1984, obtiene la licenciatura en Trabajo Social por la Universidad de Panamá. Entre los múltiples galardones a su obra cuenta con tres premios y una mención de honor en el más importante certamen de las letras que convoca la nación panameña, el Ricardo Miró.

En 1994, con su obra Agonía de la reina, obtiene el premio de la sección Poesía. Ese mismo año, con Inauguración de la fe, recibe el lauro en la sección Cuento. Para el 2003, sección Teatro, le es concedida la Mención de Honor por Evangelio según San Borges. En el 2009 su obra Lágrima de dragón le hace merecer el galardón en Novela.

Recién y de suerte tecnológica, dadas las reservas de la pandemia, hemos tenido una conversa breve, pero intensa, con ella de temas diversos. He aquí una selección de sus aportes:

¿Cuál fue ese primer libro que te impactó de manera profunda?

Me gustó leer una biografía de María Slodoshka (María Curie), como a los 9 años, escrita por una hija de ella. No lo soltaba y quería ser como ella.

¿Tu libro de cabecera?

Podría decir que siempre recurro a José Martí. Una antología de toda su obra no solo poética si no periodística y ensayística.

¿Quién es, en la actualidad, tu escritor favorito?

No tengo un favorito. Tengo muchos. Sigo encontrando autores y autoras y me sigo fascinando de que todavía haya gente que escriba tan bien en todas partes.

¿Qué escritor, libro o situación te han influido en tu trabajo creativo?

Mi trabajo creativo se nutre de todas las artes, de la vida cotidiana y de la observación, lo más profunda y crítica de las cosas y situaciones. También de la experiencia y de la indagación constante. Y de mis propios fantasmas.

¿Alguna manía, locura o desafuero, a la hora de escribir o leer?

El acto de escribir, ya es de por sí una manía, locura o desafuero. El acto de leer una rebelión. Ejerzo ambos actos consistentemente.

¿Qué personaje literario te hubiese gustado conocer y crear?

Siempre me ha gustado la mujer que ve, en el Ensayo sobre la ceguera de José Saramago.

¿Qué estás leyendo durante la pandemia?

He tenido a mano varios libros. Uno de artículos de Kapuchinsky, Las crónicas del ángel gris de Alejandro Dolina, dos de Carlos Ruiz Zafón de ficción (El juego del Ángel y su Palacio de Invierno) y uno de ensayos de Roland Barthes, El grado cero de la escritura. También textos de poesía y cuento, de varios autores latinoamericanos.

¿Cómo crees que está el panorama literario en el Panamá de hoy?

Creo que el panorama es saludable, se sigue escribiendo y hay muchos talleres para mejorar el trabajo de escritura, lo que ayuda mucho.

¿Y qué escribes sobre las actuales circunstancias?

Escribí una crónica que está en la página de Uruk Editores en Costa Rica, y otras cosas que me han pedido de fuera. Pero no mucho.

¿Qué le dirías a un escritor joven y que consideres que tiene talento?

Que no se deje tomar por la vanidad. Es un gran error. Que siga leyendo y buscando la voz propia y la excelencia. Que lea a los que le precedieron, a los compatriotas y a gente de otros países y de otros idiomas. Que lea de todo: historia, política, arte, economía. Que escuche música, salga a conversar con la gente y los amigos. Que sea curioso, indague, investigue pregunte de todo y a todos. La formación de un escritor o escritora es larga, y conlleva un compromiso. Constancia, perseverancia. Si no se está dispuesto, pues mejor no. Esto no es una afición del momento, una moda pasajera. Quien piense así, me ofende.

David, Chiriquí / Panamá, Panamá – 2021

 

…..

 

Obras publicadas de Consuelo Tomás Fitzgerald:

 

Y digo que amanece. Antología del Premio IPEL, Panamá.1979

Ciudad de Sal. Revisa Imagen.19??

Confieso estas ternuras y estas rabias. Ediciones Formato Dieciséis, Panamá.1983

Las preguntas indeseables. Ediciones Formato Dieciséis, Panamá.1984

Cuentos rotos. Editorial Mariano Arosemena, INAC, Panamá.1991

Motivos generales. Editorial Búho, República Dominicana.1992

Apelaciones. 2do. Lugar del premio Gustavo Batista 1992. Publicado en el libro colectivo Premio de Poesía ‘Gustavo Batista Cedeño’ 1992. Editorial Mariano Arosemena, INAC, Panamá.1993

Agonía de la reina. Premio Ricardo Miró 1994, sección poesía. Editorial Mariano Arosemena, INAC, Panamá1995

Inauguración de la fe. Premio Ricardo Miró 1994, sección cuento. Editorial Mariano Arosemena, INAC, Panamá.1995

El cuarto Edén. Epic Publications, Panamá.1995

Libro de las propensiones. Colección de poemas en postales armables. Imprenta Boski, Panamá.2000

Evangelio según San Borges. Mención honorífica Ricardo Miró 2003, sección teatro. Editorial Mariano Arosemena, INAC, Panamá.2005

Pa’na’má quererte. Relatos. Impresora Pacífico, Panamá.2007

Darién, libro de viaje. Recreación literaria.2007

Lágrima de dragón. Premio Ricardo Miró 2009, sección novela. Editorial Mariano Arosemena, INAC, Panamá.2010

 

(Selección editorial tomada de PanamáPoesía.com)

 

…..

Textos poéticos de Consuelo Tomás Fitzgerald:

 

AGONÍA DE LA REINA

(Fragmento I)

 

Darte la vida en estallidos de la carne y perderme en ello.

Fue la máxima consigna que coronó el universo en mis cabellos.

Cruce del cielo y del infierno mi vestido de flores.

Me di en las cascadas de tu aliento

en la luz derramada por los vasos de tu día.

En la efervescencia y la pólvora

con el dolor surcando los contornos de este tiempo.

Limpié lágrimas y escombros después de las conflagraciones

con una caravana de fantasmas cruzándome la calma.

Sembré las flores arrancadas de mi risa

y te puse con ellas un jardín en el pecho.

 

 

(Fragmento II)

 

Cuando un pedazo del sol agonizaba en mi ventana

y tus ojos miraban caer meteoros de cruda lejanía

yo contaba los hijos que perdí en guerras sin nombre

los animales enjaulados en mi boca

y los días vagabundos

con el musgo entre mis piernas que no tuvo sello.

Barcos fantasmas vi partir desde mi cuerpo.

Mordí la ácida fruta de los nocturnos desamparos

y las horas incrustaron alfileres de veneno

en mi carne fugitiva.

 

 

(Fragmento III)

 

De esperarte se gastaron mis sentidos.

Llovió edad sobre mi pelo y la mirada se me llenó de humo.

Dejaron de saltar los arlequines de mis manos.

Aprendí a no pestañear en los eclipses.

De mi falda se marchó el olor de crisantemos

y el carrusel de mi risa se convirtió en silencio.

Rota la cabalgadura que cargó mis esperanzas

prófuga gris en su evasión perfecta

en su tristeza yace como tenía que ser

en un ovillo de huesos sin sustento

sobre una mezcolanza de plomo y de ceniza.

 

 

Del libro: Agonía de la reina
Premio Ricardo Miró 1994, sección poesía.

 

 

 

LAS PREGUNTAS INDESEABLES

A Vallejo también

 

Un perro está ladrándole a mis lágrimas

¿qué carcajada invento para este carnaval?

 

El sol acaba de poner un dedo en mi ventana

¿con qué me limpio el odio de los ojos?

 

Aquí llueve todo el día y la humedad nos muele a palos

¿quién alquila este terco corazón que siempre ama?

 

Acaban de dar las últimas noticias

¿quién quiere regalado este mundo moribundo?

 

Los elefantes del miedo están haciendo estragos

¿quién me regala una máscara de oxígeno?

 

He perdido mi perro en el incendio

¿quién me devuelve sus ojos compungidos?

 

El cuerpo me huele a un hombre que está lejos

¿existe un taxi disponible para traerme sus sueños?

 

Tantas preguntas me llenan los bolsillos

¿quién aprieta el gatillo da la última palabra?

 

Del libro: Las preguntas Indeseables

 

…..

 

ADRIANO HERRERABARRÍA: Santiago de Veraguas, 1928. Graduado en la Escuela Normal Juan Demóstenes Arosemena. Bajo la égida del poeta, activista y pintor Carlos Francisco Changmarín inicia su periplo en las artes. Viaja al país azteca para realizar estudios superiores en la Academia de San Carlos y en la Normal Superior de México.

Pintor, muralista, periodista, combatiente contra la ignorancia, la obra de Herrerabarría es un hito en la plástica panameña. Su fuerza telúrica no responde a los postulados esteticistas de las clases burguesas. Director de la Escuela Nacional de Artes Plásticas, donde logra enviar a estudiantes de talento y escasos recursos a centros especializados de México, Italia y Brasil. Como Director Nacional de Educación Artística del INAC, construye y consolida las Escuelas de Bellas Artes del interior de la república.

Hoy, a sus casi 93 años (los cumple el 28 de diciembre), el Maestro Adriano Herrerabarría es un ejemplo vivo para la juventud panameña. Cada día, de sol o de lluvia, de paz o de tormenta, se levanta dispuesto a bregar en la creación de una nueva obra, óleos y pinceles en ristre. Quiera el Señor ⸻nos dice rememorando a su gran amigo el Maestro Juan Manuel Cedeño⸻ muera yo siendo siempre pintor.

 

Deja una respuesta

Noticias relacionadas

CROAN O DE LA ENTREGA DE NUESTRA SOBERANIA

CROAN O DE LA ENTREGA DE NUESTRA SOBERANIA Por: Silvio Guerra M.    D. Rubén Darío Paredes, militar de alta alcurnia, hombre mesurado y parco cuando habla, con participación en  históricos episodios de nuestra vida política, primordialmente en la llamada “Época de los Militares”,  censurado por algunos que aluden al argumento ad hominem (subjetivo o […]

PPC, las opciones de Panamá

PPC, las opciones de Panamá Franklin Castrellón Periodista La expiración en enero de 2022 del contrato ley suscrito en 1997 entre Panama Ports Company, subsidiaria de Hutchison Port Holdings (HPH), y el Estado panameño colocan al gobierno ante el dilema de cómo enfocar el tema, a fin de proteger los intereses del país, menoscabados por […]

100 años de la Guerra de Coto, prueba del nacionalismo panameño

100 años de la Guerra de Coto, prueba del nacionalismo panameño   Por: Luis E Ruiz Periodista   Durante mucho tiempo y muy especialmente en las últimas 3 décadas, he escuchado que los panameños no pelean por sus derechos y que se acomodan a la situación que les toca vivir; pero estos sectores quieren hacer […]

Camino a la recuperación.

Camino a la recuperación. Por:  Lic. Abel Vergara López, Abogado. Con el anuncio del final de la cuarentena (reclusión los fines de semana) se logra ver una luz al final del túnel en la ansiada recuperación económica, pero se mantiene el “Toque de Queda” durante las horas de sueño (10 pm – 5 am). La […]

A %d blogueros les gusta esto: